Blog

Amar con Sentido

AMAR CON SENTIDO.

Todos necesitamos buscarle un sentido a nuestra vida. Hacemos aquello que tiene sentido para nosotros, por eso, cuando ocurre algo que no entendemos, nuestra mente busca una justificación. 

De los sentidos, pasamos a la emoción y de la emoción inmediatamente a la acción.

De cada situación de nuestra vida hacemos una interpretación, y cuando no pensamos esa interpretación pasamos en vez de la acción a la reacción. Si tu reacción está guiada con el miedo: Parálisis, huida o ataque.

En el mundo hoy se están librando 57 guerras, y muchísimas batallas en hogares y relaciones. ¿Qué está fallando? ¿Cómo nos relacionamos? 

Siempre que hay dos personas, hay una relación

Siempre que hay dos personas, hay una relación. Del tipo que sea: padres, amigos, pareja, conocidos, compañeros de trabajo, etc. En las relaciones, ninguna de las dos personas está mal. Esto es muy importante. No se trata de que tú o el otro esté mal. Que ninguna tenga que cambiar. Se trata del espacio que hay entre ambos que no se está gestionando bien. 

No sabemos relacionarnos. No nos han enseñado desde pequeños y resulta que es lo único que hemos venido a hacer a este mundo y hacemos desde que despertamos cada día. 

Las relaciones se construyen. Por eso es mejor que no tengas respuestas a lo que ocurre, cuando tienes respuestas, cuando sabes lo que falla, más bien, cuándo crees saber qué es lo que falla, es cuando lo estropeas todo. 

Mejor ten preguntas. Y por favor, ten buenas preguntas. 

Todo en la vida lo hacemos por necesidad

Todo en la vida lo hacemos por necesidad. Somos seres necesitados y cuanto antes lo aceptemos, antes seremos interdependientes y prosperaremos todos. 

Voy a hablarte de las 6 necesidades básicas que todos tenemos, y lo bonito es que en las relaciones nos ayuden a satisfacerlas. Uno sólo no puede llenarse y solucionar todos sus problemas, necesitamos de los demás. 

Estamos dirigiéndonos a un mundo de aislamiento. Y abro desde hoy una puerta a la unión de todos.

Las 6 necedades básicas que todos tenemos son:

1- Seguridad. Entendida como tener certeza. Certeza de que ocurren determinadas cosas que tú tienes en la mente. Que hay algo estable que controlas.

2- Variedad. Entendida como Libertad de movimiento, de poder elegir.

3- Importante. Entiéndolo como ser relevante para algo o para alguien. Que te valoren, que sientas que somos importante y capaces de hacer algo.

4- Conexión. Entendido como amor. Necesitamos que nos quieran y contar con los demás.

5- Crecer. Todo lo que no crece, se muere, se está muriendo.

6- Legado. Entendido como contribución. Los bebés no sobreviven en este mundo sin la contribución de los demás. 

¿Te imaginas estar en relaciones que no nos dan lo que necesitamos? 

Somo tan tontos que sabemos lo que otro necesita y no se lo damos. 

Nuestra pareja nos dice que tiene hambre, que necesita comer, y tú tienes muchos alimentos y en vez de ayudarla le decimos: mira, te voy a decir cómo tienes que hacer tú para ganártelo. ¿Sería absurdo verdad?

¿Porqué cuando tu pareja te dice que no está bien, que se siente inseguro, que necesita cariño, que no está seguro, que necesita crecer, decimos es algo que tú te tienes que trabajar, porque hasta que tú no estés bien no estará bien todo?

Cuando tu pareja esté saciada, cuando se haya alimentado, cuando sienta cubierta esa necesidad que tiene, será entonces cuando pueda ver el mundo, cuando sacie su hambre te preguntará cómo lo has hecho para hacerlo él/ella. Hasta entonces no estará preparada. 

¡Qué bobadas hacemos! 

Las relaciones son un potenciador de las emociones. Cuando tienes un ascenso en el trabajo, has tenido un buen día, te ha ocurrido algo bueno….es mucho mejor poder compartirlo y celebrarlo con tu pareja, con la persona que quieres, que te quiere y os cuidáis. 

Si reconocemos las necesidades del otro y las nuestras propias, la mitad del camino está recorrido. La otra mita estará cuando nos demos cuenta que todos necesitamos los unos de los otros.

EL QUE NUTRE LA RELACIÓN ES EL LIDER DENTRO DE ELLA.

Fady Bujana, autor del libro ‘Amor Excelente’ nos habla de que hay 3 niveles en las relaciones. En realidad 4, sólo que al último nivel nadie llega.

1º Nivel Infantil: Una relación de poder como en las relaciones de nuestros abuelos. Yo tengo poder sobre ti porque traigo el dinero a casa, por eso tú me debes la casa arreglada.

2º Nivel Prostitución: Las relaciones basadas en trueques. Si tú quieres que vaya con tus padres, tú vienes conmigo y mis amigos.

3º Nivel Maduro: Un nivel de contribución. Reconozco las necesidades del otro y las satisfago antes de que me lo diga. Si sé que te hace feliz que te abrace, lo hago. Si sé que te hace feliz que te felicite por tus logros, lo hago. Cada uno contribuye sin esperar una respuesta o un precio a cambio.

4º Nivel Santo: Donde según Fady, no está ahora mismo ninguno de los mortales. 

Son niveles que se ven en todo tipo de relaciones, no sólo en las de pareja. 

En las parejas, en determinados momentos uno estará en una situación por encima del otro, y es esa persona la que tiene que tirar de la mano del otro para que suba. Lo que ocurre es que, a veces, si uno está en el nivel 3 puede que la pareja se puede ir al nivel 1. Si esto continúa, la pareja se romperá. 

"El que nutre la relación realmente es el líder dentro de ella.”

SUSCRÍBETE y recibe mis post antes que nadie.
Recibe de regalo mi guía FOCO ESTRATÉGICO para tu vida emocional y profesional.

 

Responsable: Laura Gómez López · Finalidad: contactar contigo para más información · Legitimación consentimiento de la persona interesada · Destinatario: tus datos se almacenan en Mailchimp · Derechos: acceder, rectificar y suprimir tus datos en hola@lauragomezlopez.com

¿Y LOS CELOS?

¿Y los celos? 

¿Te imaginas una relación en la que no te importe que tu pareja comparta intimidad con otra de la misma manera que contigo, incluso delante de ti? Los celos, los define Fady Bujana como protector de la pareja, siempre, en su justa medida.

Igual que las emociones, el miedo es bueno, nos defiende de peligros. Si no tuviésemos miedos cruzaríamos la calle sin mirar, y nuestra vida duraría mucho menos de lo previsto. En su justa medida, todas las emociones son buenas, en exceso son peligrosas.

Los celos son miedos, y no se pueden anular en una relación. Muy distinto es tener confianza en la pareja, algo básico y necesario.

TE VEO

¿Recuerdas la película AVATAR? Decían “te veo” cuando realmente entendían, sentían el interior, la esencia, la emoción del otro, cuando conectaban de verdad.  

Cada persona entendemos que nos quieren de manera distinta:

  • Unos necesitan recibir palabras bonitas.
  • Otros dedicar tiempo al otro es su forma de decir te quiero.
  • Otros con tocar, el tacto.
  • Otros aman ayudando.
  • Y otros ofreciendo regalos. 

Y además, de la misma forma que ofrecemos amor, es de la forma que lo entendemos. 

Es importante ‘ver’ a la pareja y saber cómo quiere y entiende que le quieres, que le muestras amor. Y entender que igual no te lo da como tú espera, pero que a su manera te está diciendo que te quiere. Si no te hace tartas, igual te da abrazos fuertes.

HAGAMOS EL AMOR

Entonces, ¿Cómo hacer el amor excelente? ¿Sientes que tienes que cambiar algo para hacer tu relación actual excelente?

Arreglemos las relaciones, no dejemos que se estropeen y miremos hacia otro lado, porque el problema persistirá en la siguiente relación que venga. Ama con todo tu corazón. La solución no está en caminar de pareja, de persona, está en arreglar el espacio que hay entre ambos. Lo que es la 'relación'.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.